Similar al opio: el mejor analgésico natural que crece en tu patio trasero



Las personas han utilizado lechuga silvestre como sedante y analgésico durante milenios. Esta planta es similar al cardo y el diente de león, pero tiene potentes propiedades que pueden reemplazar a los analgésicos sintéticos.

Es decir, se ha utilizado como reemplazo de opio desde el siglo 19, cuando se conocía como "el opio del pobre".

Incluso hoy en día, el agua destilada de esta planta se utiliza como sedante suave en Francia. Además, los indios Hopi fumaron su savia para inducir un estado de sueño eufórico leve.

La planta tiene una savia lechosa o resinosa, que contiene opiáceos aliviadores del dolor, conocidos como lactucarium. Estos opiáceos se recogen y se secan, y sus compuestos principales incluyen lactupicrina, lactucina y lactucopicrina.

Todos estos poseen potentes propiedades analgésicas y conducen a los mismos efectos y aún más intensos que los del ibuprofeno en ratones. Los estudios han demostrado que la lactucina y la lactucopicrina tienen actividad sedante en las mediciones de los movimientos espontáneos de los ratones.

Investigadores iraníes han encontrado que la lechuga silvestre era un analgésico y un sedante popular antes del período victoriano.

En el documento del Instituto para la Historia de la Ciencia, publicado bajo el título Lechuga, Lactuca sp. Como Planta Medicinal en Publicaciones Polacas del Siglo XIX, está escrito que:

"La acción de la sustancia fue más débil que la del opio, pero libre de los efectos secundarios, y la práctica médica demostró que en algunos casos el lactucario producía mejores efectos curativos que el opio".

La lechuga silvestre también es beneficiosa en el caso de la tos, y también alivia los síntomas de una tos ferina (pertussis).


Estos son algunos otros beneficios para la salud de esta planta:


Asma - Este fue su uso inicial. Mitiga efectivamente los síntomas del asma.
Ansiedad - Sus propiedades sedantes son extremadamente útiles en el caso de la ansiedad.
Migraña / Dolores de cabeza - Reduce la frecuencia y gravedad de las migrañas
Dolor y tensión - Sus propiedades opiáceas alivian el dolor, reducen la tensión, relajan el cuerpo y la mente.
Sueño e Insomnio - Relaja el cuerpo, ayuda a uno a quedarse dormido, y trata el insomnio.

Esta planta no sólo se ha utilizado como un remedio, ya que las personas también han utilizado sus efectos similares a los opiáceos para lograr una ligera euforia. Sin embargo, no contiene opiáceos reales, por lo que es legal para su uso y no cambia los resultados de las pruebas de drogas.

Sin embargo, si se usa en grandes dosis, puede conducir a mareos, náuseas, vómitos y ansiedad.

Así es como debes usarlo:


·         Corta la planta para obtener la savia lechosa gruesa.
·         Prepara una tintura agregando la savia en un poco de alcohol. También puedes agregar tapas de flores y hojas frescas en lugar de la savia.
·         Prepara el té secándola. Puedes infundir alrededor de 1,5 gramos de savia de lechuga silvestre. El té tiene un sabor dulce.
·         puedes fumar 0,25 gramos de ella en una pipa, y las dosis más altas podrían llevar a efectos adversos.


Otras fuentes incluidas vinculadas en el artículo de Living Traditionally: