¡Hallazgos confirmados, los médicos no creían: Una mujer había curado su cáncer en la cuarta etapa! ¡Ella comió sólo esto!



Nuestra protagonista de hoy es una mujer llamada Candice Marie Fox, quien se convirtió en su propio héroe.

En 2011, ella fue diagnosticada con cáncer y sus médicos le dijeron que no tenía tiempo para luchar contra la enfermedad. Ellos creían que iba a vivir no más de cinco años, como consecuencia del cáncer de tiroides que se había extendido a otros órganos.

En este punto, aunque devastada, decidió evitar la quimioterapia y comenzó a curarse a sí misma de forma natural.

Tras la muerte de su primo cuando tenía sólo 13 años, así como la muerte de su amigo Jamie de 31, llegó a la conclusión de que la quimioterapia no estaba ofreciendo resultados positivos.

En cambio, ella simplemente no se dio por vencida y comenzó a leer sobre el cáncer.

Encontró que la bromelaína, que se encuentra en la papaya, la piña y el kiwi, destruye la capa de proteína del cáncer. Por otro lado, también encontró que se alimentan de las proteínas animales.
Además, dejó de fumar y dejo el uso de cosméticos y productos de limpieza, pero lo que es más importante, trató de reducir el estrés.

"El estrés, los productos químicos y productos de origen animal alimentan el cáncer, así que me deshice de ellos."
Además, descubrió que cuando consumimos grandes comidas, nuestro cuerpo gasta su energía para digerir toda la comida consumida.
Por otro lado, ahora decidió guardar esta energía para luchar contra la enfermedad.

Debido a la bromelina y su efectivo poder de lucha contra el cáncer, empezó a consumir 3 piñas al día junto con limón, kiwi, pomelo, plátanos, manzanas y papayas. Ella estaba consumiendo sólo frutas a diario.
Después de seis meses, sus médicos confirmaron que derrotó al cáncer casi por completo.

Gracias por tomarte el tiempo para leer este artículo. Si encuentra útil esta información, por favor compartirla con tus amigos y familiares. Tu apoyo en nuestro esfuerzo de compartir información gratuita sería muy apreciado.